Niños que gritan mucho y por todo

Hay niños que verdaderamente gritan por todo, cualquier cosa y en cualquier momento, por algo que demandan o por algo que no queremos darle.

Cuando nos encontramos frente a este tipo de actitudes los padres nos desesperamos, pero es natural y se irá corrigiendo con el tiempo, aunque muchas veces es algo que lleva tiempo y necesita de mucha paciencia por nuestra parte.

Los padres no debemos dejarnos contagiar por los gritos del pequeño, y siempre tenemos que mantener la calma, hablarles con tranquilidad y en un tono de voz suave, para no alentar este tipo de conductas que no están del todo correctas. Tambiñen hay que tener en cuenta que a determinadas edades todavía los niños no tienen muchas palabras para expresarse intensamente, sobre todo cuando a sus emociones se refieren, así que resulta muy útil y por regla general que ellos las traduzcan en algunos momentos como gritos.

Es notable que griten cuando están muy contentos, eufóricos, o tristes y enojados, a medida que vaya adquiriendo un lenguaje fluído y más palabras, los gritos dejarán de ser una necesidad que utilicen en su manera de expresarse y comunicarnos como se sienten.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here