Tercer trimestre de embarazo y el jogging

La mayoría de los doctores especialistas en embarazos están de acuerdo en que el ejercicio es lo mejor que puedes hacer por tu cuerpo durante esta época de tu vida. Un buen ejercicio con moderación, es la clave de que no sufras de dolores o contracturas musculares cuando ya tu abdomen empiece a crecer y el peso de tu pequeño hijo se sienta sobre tus piernas. El correr o hacer jogging es uno de esos ejercicios y a continuación te doy algunas recomendaciones para hacerlo durante el tercer trimestre.

Durante los primeros trimestres recuerda ser muy cuidadosa a la hora de correr, escuchando siempre a tu cuerpo y si te dice que está muy cansado para salir a correr o hacer otros cinco minutos de la rutina, entonces no lo hagas. Claro que quedarte en casa sin hacer nada es muy poco saludable, pero llevar tu cuerpo al extremo, en especial durante el embarazo, también te puede hacer daño.

En el tercer trimestre te darás cuenta que el ritmo en el que corres ya no es el mismo que solía ser cuando no estabas en embarazo o en tus dos primeros trimestres, porque a medida que tu hijo crece te vas volviendo más lenta. Los expertos recomiendan en vez de correr, intentar caminar rápido, así haces ejercicio, pero no lo haces en exceso a medida que va llegando el día del parto.

Procura nunca correr hasta el punto en que ya no puedes seguir más o de que te quedes sin aliento, porque ejercitarte hasta este punto puede hacer que tu cuerpo se esfuerce tanto que empiece a tomar el oxígeno que debería ir para tu bebé. Y si cuando corres presentas síntomas como dificultades para respirar incluso cuando ya te has detenido hace un rato, mareos, dolor de pecho, debilidad muscular, dolor de cabeza o sangrado vaginal, ve a tu doctor inmediatamente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here