Niños que sólo duermen con movimiento

Existen varios errores que los padres cometen y que interrumpen las rutinas usuales de sus niños entre los 2 y los 4 años. Uno de ellos es dejarlos que se duerman en cualquier lugar donde tengan un poco de movimiento como lo es el automóvil, el cochecito y hasta tus brazos cuando lo cargas, que sabemos logra calmar muy eficientemente a los niños.

Pero muchos padres caen en el error de siempre utilizar el movimiento cuando sus hijos pequeños no se quieren dormir, ya sea durante la hora de la siesta o por la noche. Y la verdad es que es muy tentador simplemente poner a tu hijo en un cochecito y moverlo un poco para que se duerma, porque seguramente te ahorra bastantes molestias y momentos de peleas con tu hijo.

El problema es que si tu hijo siempre se queda dormido únicamente cuando lo mueves un poco, como en el automóvil, probablemente no está obteniendo el sueño profundo y reparador que necesita después de un agitado día de descubrir y aprender cosas. Todo debido a la estimulación por el movimiento, lo que se podría comparar con la clase de sueño que tenemos en un avión, que nos deja igual de cansados de lo que ya estábamos.

Sin embargo, esta clase de movimientos son muy efectivos para calmar los niños, así que si tu hijo está molesto puedes utilizarlo, pero no dejes que se duerma simplemente con esa ayuda, sino que cuando veas que se está quedando dormido, llévalo a su cama o a un lugar tranquilo para que obtenga el descanso que necesita. Y cuando estés en el automóvil déjalo que tome una siesta, pero que no se vuelva una costumbre.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here