Beneficio del parto en el agua

Hay diferentes formas de dar a luz en un parto natural, la mas empleada hoy en día es  el parto en el agua se está haciendo un método común y el preferido por las madres gestantes debido a su rapidez y por ser bastante sencillo. Para muchas dar a luz en el agua disminuye en gran medida el dolor, los traumas y ahorra mucho tiempo.

Es mejor que una epidural sin necesidad que haya que ser inyectada directamente a la columna. Pero este tipo de parto, con todas sus ventajas, solo puede hacerse en casos de bajo riesgo, y por ningún motivo debe de hacerse en casa. Este es un método que debe estar bajo control de un especialista para evitar consecuencias negativas en la madre y el bebé.

Es cierto que, esta nueva postura para el parto no puede llevarse a cabo en un ambiente cien por ciento natural, pero para la madre es mucho más ventajoso porque será ella quien tenga mayor parte del control al decidir cuándo y cuantas veces quiere entrar y salir de la bañera.

La temperatura del agua es de 37 grados, la misma que tiene todo ser humano cuando se encuentra saludable. Esto hace que la adrenalina disminuya, favoreciendo la relajación de los músculos y evitando el dolor. Otra cosa que tampoco es necesaria es realizar una episiotomia­, es decir no se realiza el corte entre la vagina y el recto para facilitar la salida del bebé.

Otro punto a favor es la posición vertical que adopta la madre, considerada la adecuada para parir por la facilidad de posiciones que se pueden obtener y por la rapidez con la que sale el niño. El recién nacido también recibe muchas ventajas al nacer por este método ya que es mucho más relajado, la sensaciones le van llegando de a pocos y la transición del liquido amniótico al mundo exterior es sentida con mayor naturalidad. Todo esto va a disminuir enormemente el estrés que le podría originar irritabilidad en su primer año de vida.

Compartir
Artículo anteriorNiños que no saben defenderse
Artículo siguientePrimeros cuidados del ombligo del bebé
Una mirada refleja los sentimientos, una sonrisa la felicidad, unos labios te dicen que es cierto. Cierto es el amor que tu le das. Psicóloga infantil

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here